Catástrofe en el Reino

Dios quiere que veamos que el espíritu está dispuesto, pero la carne es débil—solo en Él tenemos esperanza.

La Muralla del Reino

Dios quiere que entendamos que ser parte del reino de Dios es causa de suprema alegría.

La Ciudad del Rey

Dios quiere que expandamos el reino de la luz en medio del reino obscuro y que vivamos de una manera digna de nuestra ciudadanía.

No abandonaremos al Rey

Dios quiere que propongamos en nuestro corazón que nunca lo abandonaremos, porque Él nunca nos ha abandonado.

El Rey que perdona

Dios quiere veamos que Él es siempre fiel para perdonar y limpiar a sus hijos de todo pecado.

Adoración al Rey

Dios quiere que veamos que sus ciudadanos necesitan una relación con Él para su propio beneficio.

El inicio del reino

Dios quiere que veamos que la historia de redención se cumplió en Cristo y ahora esperamos y expandimos su reino en la tierra.

Su Victoria

Porque también Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los injustos, para llevarnos a Dios, siendo a la verdad muerto en la carne, pero vivificado en espíritu

1 Pedro 3:18-22

La ciudad de Dios

[vc_row][vc_column width=”1/2″][vc_column_text]Dios quiere que veamos que nuestro único refugio lo encontramos dentro de la ciudada de Dios. Salmo 46:1-11

Victoria Inminente

Dios quiere que sepamos que el hijo del hombre no vino para ser servido, sino para servir y para dar su vida en rescate por muchos.

Marcos 10:32-45