Desleal

Dios quiere que entendamos que los ciudadanos del reino somos leales al Rey y a otros.

No abandonaremos al Rey

Dios quiere que propongamos en nuestro corazón que nunca lo abandonaremos, porque Él nunca nos ha abandonado.